La privatización de los cielos de Sturzenegger, desregulación aérea contra Aerolíneas y a favor de firmas extranjeras

Mediante tres decretos que habilitan a líneas extranjeras a operar en el mercado doméstico, el gobierno limitó el negocio para Aerolíneas. Liberalizó la apropiación de rutas, el uso de aeropuertos y la asociación entre privados

NACIONALES 11/07/2024 Neuquén Noticias Neuquén Noticias
Aerolineas Argentinas 2
Aerolíneas Argentinas

La política de cielos abiertos, también llamada "desregulación del mercado aerocomercial", que busca habilitar la participación de empresas extranjeras en el mercado de vuelos domésticos, cumplió una nueva etapa este miércoles con la reglamentación de normas fundamentales de ese programa. A través de tres decretos publicados en el boletín oficial, el gobierno de Javier Milei dio un nuevo paso para llevar a la práctica medidas ya dictadas a través del decreto de necesidad y urgencia 70, del mes de diciembre pasado. 

En ambos casos, el DNU 70/23 y en los nuevos decretos, tuvo participación activa y directa Federico Sturzenegger, flamante ministro de Desregulación y Transformación del Estado, pero ya desde la asunción de Javier Milei un articulador clave para el gobierno de las aspiraciones expansivas de los principales grupos económicos. El ex secretario de Política Económica  de Domingo Cavallo en 2001, fue quien desde ese cargo planificó el Megacanje de deuda que en medio año derivó en una de las más graves crisis política y económica de la historia reciente del país. Fue además presidente del Banco Central en el inicio del gobierno de Macri y que, como tal, uno de los firmantes del fraudulento Acuerdo Stand By con el FMI de mayo de 2018.

El cambio en el régimen de funcionamiento del sector aerocomercial tiene, concretamente, como propósito esmerilarle el negocio a Aerolíneas Argentinas, la empresa de bandera que se verá obligada a ceder rutas de vuelo, espacios y prioridades en los aeropuertos. 

Y en principio, también tiene beneficiarios directos. Flybondi y Jet Smart, que ya operan en el mercado local podrán hacerlo con una serie de mayores ventajas operativas. Mientras que las compañías que vuelan en países con mucho tránsito aéreo con Argentina, a partir de un convenio o memorando bilateral de cielos abiertos podrán tener acceso ilimitado al mercado doméstico. Según se informó ayer, ya firmaron memorandos de acuerdo con Argentina siete países. 

Aunque el secretario de Transporte, Franco Mogetta, informó que los tres decretos de este miércoles son apenas los primeros de una serie que completará la implementación del programa de Cielos Abiertos, lo ya dispuesto implica el avance más significativo y trascendental de la regulación aerocomercial. De todos modos, los especialistas indican que "el sector presenta toda una serie de inconvenientes que todavía deben superarse para lograr la efectiva puesta en práctica de las medidas".

En conferencia de prensa, por la tarde, Sturzenegger describió que los cuatro aspectos fundamentales de la desregulación son:

- La eliminación de las bandas de precios, que fijaban precios mínimos para los pasajes;

- La eliminación de las restricciones de acceso de compañías a nuevas rutas de vuelo;

- La eliminación de "las reservas de rutas para Aerolíneas Argentinas;

- No más discriminación en la prestación de servicios esenciales en aeropuertos.

Las medidas no sólo afectarán a Aerolíneas, sino seguramente a las condiciones laborales de su personal y a los derechos que correspondan a quienes realicen similares tareas para compañías privadas. Este viernes está previsto el inicio de una ronda de asambleas de pilotos de líneas aéreas agrupados en APLA, que seguramente afectará el servicio (ver nota aparte). Además, no se descarta que otros gremios aeronáuticos, como el de Aeronavegantes (AAA) entren en situación de conflicto en las próximas semanas, ante la paralización de las negociaciones paritarias debido a la falta de voluntad negociadora de las actuales autoridades del sector. 

Las reformas planteadas en los decretos publicados también habilitan a quienes tengan pequeñas aeronaves a "ejercer una industria lícita sin la burocracia actual que les exige los mismos requisitos de una gran línea aérea". Es decir, compañías que tengan pequeñas aeronaves podrán ofrecer servicios de taxi aéreo o charter entre ciudades, conectando por ejemplo un aeropuerto provincial con alguna ciudad que no tenga dichas instalaciones.

"Esto permitirá que ciudades intermedias del interior del país, que hoy no tienen vuelos directos, accedan a una mayor conectividad", aseguró la Secretaría de Transporte en un comunicado.

Por su parte, la reforma del código aeronáutico reglamenta los acuerdos entre empresas en los que deciden cooperar para conectar sus operaciones, compartir horarios de vuelo, rutas, recursos, conexión de vuelos, entre otros puntos. Esto facilitará el ingreso de firmas del exterior combinando vuelos con otras firmas que ya operan. 

Franco Mogetta adelantó que "están previstos más decretos para la reforma del Código Aeronáutico, la derogación de leyes que provocan monopolios, la implementación de política de cielos abiertos y cambios de funciones de los organismos públicos".

Por otra parte, indicó que "el Gobierno nacional viene desarrollando una política de liberalización de vuelos mediante acuerdos bilaterales que promueven la apertura de cielos con Ecuador, Brasil, Perú, Chile y Uruguay; también con Panamá y Canadá, a los que se sumarán más países en los próximos meses".

Te puede interesar
Lo más visto